.

Lo que abre el amor, que no lo cierre el miedo.


viernes, 12 de febrero de 2010

S.O.S ...San Valentín!!!


Faltan dos días. ¡Siiiii! Dos días para el dichoso San Valentín, por si aún no os había llegado la noticia. Claro que la única manera de que no os hayáis enterado es viviendo en un hueco en el centro de la tierra.
Pues el caso es que, como vivo un poco más arriba del nivel del mar, me enteré y, a decir verdad, ya estoy un tanto hartita del santurrón éste que, según pasan los años, no me concede ni la hora...
Así que me meto debajo de las mantas, cual Bridget Jones desesperada, para enterarme lo menos posible de tanta movida y que pase el maldito 14 de una vez y ¿qué pasa?...
...Pasa que suena el móvil... y claro! una Bridget Jones siempre tiene su teléfono a mano por las dudas, porque una nunca sabe ¿no? Y era un SMS ¡Qué bien! me digo, no podía ser que ningún "él" se acordara de mi!!!! Bueno, pues resulta que hay alguien que siempre me recuerda y, más me recuerda justo en esos momentos en los que estoy esperando alguna señal. ¿Qué quién es? Mi compañía telefónica señores!!! Ellos siempre se acuerdan de mi en San Valentín. Bueno... en San Valentín, en Navidad, el día de la Madre, el día del Padre... siempre y nunca fallan, sobre todo a fin de mes cuando me pasan la factura por el banco. ¡Qué majos estos chicos de Movistar! ¿No creéis?
Meto mi telefonito entre el lío de mantas y leo el mensaje que decía más o menos así: Movistar te regala 500 SMS gratis para que puedas desear un Feliz San Valentín.
¡Pero bueno! ¿Nos volvimos todos locos? ¡500 SMS!!! ¿A quiénes se han creído éstos que yo voy a mandarle 500 mensajes para el Día de los Enamorados??? Me gustaría decirles que con que me regalaran sólo uno me bastaría, pero es que... ni siquiera!!!
Vamos a ver... ¡un poco de cordura, por favor! Si realmente tuviera uno, que con uno solo me basta ¡os lo juro! y, ese único merecedor de un mensaje mío en un día tan especial, recibiera de su compañía telefónica un SMS semejante... sinceramente, no me haría mucha gracia. No, ni aunque le regalasen solo dos SMS y nada más. Se supone que con mandarme uno a mí debería bastarle... ¿O no?
Y llegados a este punto, lo que yo creo es que le estoy pagando todos los meses a una compañía de telefonía móvil que incita a la infidelidad. ¡Qué horror! Como para que él después me dijera: “es que con una oferta así ¿quién podría resistirse, cariño?”
Miren señores de Movistar, para que os vayáis enterando, yo no quiero 500 SMS gratis para San Valentín, lo único que yo necesito a esta altura, ya que estáis tan dispuestos a hacerme un regalo, son 500 SOS!!!! Sí, lo escribí bien: S.O.S ...Una llamada urgente de salvación, un grito de socorro o 500 mejor, que con tantos seguro que alguno me escucha y se atreve a dejarse querer...
Igualmente creo que, por como vienen las cosas, ya no me salva ni el 112...

¡Feliz San Valentín para el que pueda!!!

Licencia de Creative Commons
Causa y Efecto Blog y su contenido by Gabriela Collado is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 España License.
Creado a partir de la obra en www.causavsefecto.blogspot.com.

Registro de propiedad

El material publicado y escrito para Causa y Efecto es de exclusiva propiedad de la autora, se prohibe su utilizacion, parcial o total, sin la expresa y previa autorización de la misma.
Las imágenes utilizadas en este blog han sido escogidas de internet. Si, en algún momento, su autor desea que se quiten que lo informe y se hará de inmediato.